25 de mayo de 2024

En un duelo vibrante, el Borussia Dortmund derrotó 4-2 al Atlético de Madrid y avanzó a la semifinal de la Champions League

Compartir esto:

Luego de la victoria con sabor a poco conseguida en España, el Atlético de Madrid se presentó en el efervescente Signal Iduna Park con la misión de repetir la producción en el Civitas Metropolitano, donde superó al Borussia Dortmund durante la mayoría del compromiso. Sin embargo, aquel triunfo que mereció concluir en goleada se cerró con un ajustado 2 a 1 que dejó abierta la serie. Y en territorio alemán podía pasar cualquier cosa.

En los primeros movimientos, Álvaro Morata desperdició una clara ocasión que pudo instalar la tranquilidad en el Colchonero y el combinado germano decidió apostar por la vía aérea. Ya sea con balones detenidos o envíos propuestos por Julian Brand, el combinado liderado por Edin Terzic despertaba serias preocupaciones en Jan Oblak, el esloveno que respondía con seguridad en cada intervención.

El elenco germano consiguió la fórmula del éxito por el sector izquierdo. Un envío de Mats Hummels encontró la proyección punzante de Julian Brandt, quien fusiló al arquero rival con un disparo rasante que provocó la locura en las gradas. Una conquista con un estilo similar a la de Ian Maatsen, quien pasó al ataque con confianza y selló el 2 a 0 después de una triangulación que dejó de rodillas a la última línea ibérica. El Borussia Dortmund sabía capitalizar su momento y le hacía mucho daño al elenco de Diego Simeone.

En la reanudación del espectáculo el Atlético de Madrid revivió mediante una desgracia ajena. Un cabezazo de Mario Hermoso impactó contra Mats Hummels y el defensor central marcó contra su propia valla ante el lamento de Gregor Kobel. Todo lo bueno que había realizado durante la primera etapa, se esfumó en los primeros minutos del complemento. Incluso Ángel Correa tuvo el empate en sus pies, en un mano a mano frente al arquero suizo que falló de manera inexplicable. La pelota se fue a centímetros del palo y los corazones pararon de latir por esos instantes. En Alemania había todo tipo de emociones.

Publicidad #2

El rosarino campeón del mundo con pasado en San Lorenzo tuvo su revancha. Los cambios que había hecho el Cholo Simeone le dieron resultado al Colchonero. Es que además del ingreso del argentino, también entraron Pablo Barrios Rivas y Rodrigo Riquelme que le dieron otro aire al combinado ibérico. El empate fue obra del Ángel del gol, el atacante que ocupó el lugar de Morata y desarticuló a la defensa germana.

Como en el fútbol no hay ningún patrón que pueda predecir el futuro de cada encuentro, cuando nadie se imaginaba la reacción del dueño de casa, Niclas Füllkrug volvió a poner al equipo de Edin Terzic en competencia con un cabezazo que descolocó a Oblak y representó el 3 a 2. La tendencia y el estado anímico de los intérpretes hacía suponer al Atlético de Madrid como favorito, pero los alemanes siempre son alemanes…

Casi sin dejar reaccionar a su rival, Marcel Sabitzer sorprendió a propios y extraños con un terrible remate que se metió en el ángulo inferior izquierdo del arquero esloveno. Golazo, 4 a 2 y la posibilidad de llegar a la fase de los cuatro mejores del certamen más codiciado del Viejo Continente. En un choque no apto para cardíacos, el Borussia Dortmund se quedó con la llave de un encuentro inolvidable. Y ahora buscará otra hazaña contra el PSG, otro de los candidatos al título que en su compromiso eliminó al Barcelona con una goleada humillante en Cataluña.

Fuente: Infobae

 

Radio Centro 870 AM

Comentarios Facebook